viernes, 22 de agosto de 2014

2014 08 22 Catedral de Huesca.

Escapando del agua.

Escudo de Huesca
Salimos de Jaca hacia Huesca escapando del agua de la lluvia, para ver la Catedral y seguir por la N-240 hasta Peraltilla y desde ahí recorrer la a, aunque se me coló una b, Azara, Azlor, Abiego, Bierge, Adahuesca y Alquézar. Una buena ruta con muchas cosas que ver y poco tiempo. Para no aburrir solo pongo la parte de Huesca, el resto en otro fascículo coleccionable de ediciones andandarás.

Fuimos en dirección Puente la Reina, las previsiones eran mejores por ese lado que por Monrepos, en obras, además disfrutamos de las curvas y las vistas de los Mayos.


Con los Mayos de Riglos al fondo.

 Aparcamos la moto y a la Catedral de la Transfiguración del Señor o de Santa María.
 Escapábamos del agua y nos la encontramos por todos lados,
 en el pozo,
 en la fuente de la morena,
 beber, beber de las aguas del conocimiento, entrar nos decía David,
 beber de mi copa decía la Fe, entrar, encontrar el agua de la vida.

   Pasamos y comenzamos la visita,  un librito edición de bolsillo tapaba esta vista.

 San Damián sin dinero,
un brasero
Y el  Retablo de Montearagón, de alabastro.
 Curioso efecto de la sombra, yo no digo nada.
El mismo JCOTAR rodeado de querubines, desde abajo.
 Imágen de la Virgen S. XVI y algunas tallas más recopiladas de distintas ermitas.

S. XI de la ermita de sta Lucia de Huesca.
Virgen de Marcuello.


Santo Obispo.
Virgen con el Niño.



Virgen  niño ermita de Ntra. Sra. del Castillo.
Nuestra Sra. de Cillas


Volvemos al agua, Ecce Homo y Pilatos lavándose las manos, como los políticos de este País "ellos robaron más, esos también robaron, los otros y los de mas allá", mientras el pueblo sufriendo en sus carnes los desmanes de toda esa calaña.
 Santa Lucía, de este cáliz mejor no beber.

 La Virgen de Loreto.

Pórtico románico del antiguo templo de Santa María.
 Vista de la Catedral desde el patio.
En la abundancia de agua, el tonto tiene sed.
                                                    Bob marley.
 Púlpito mudéjar S. XVI.
San Pedro.
 Un paseo por el claustro repleto de interesantes obras de arte.

 Ventana de tracería Gótica S. XIV XV

 Entrada a la Catedral desde el museo Diocesano.
Capilla del Santo Cristo de los milagros de gran devoción entre los Oscenses desde el 12 de septiembre de 1497 en que, terminada la procesión, de su efigie brotaron gotas de agua y cesó la mortandad que sufría la ciudad por la peste.







Una mirada arriba a las cúpulas, 
el retablo del Altar Mayor, de Damián Forment  
 de estilo renacentista, hecho en alabastro.




Entré en la Sacristía.



 "No te vayas de la Catedral sin rezar un Avemaría a la Virgen de la Alegría". 
Unas cuantas cosinas de plata y eso que tienen ellos.
 Arquetas de Limoges del S. XII 




 Busto relicario de San Pedro de 1.560 de Ayerbe.
 Maza y sello del Cabildo, S. XVI XVII.
 Arca para el Jueves Santo de 1.645.




 Libros misales, corales y constitución,
 otro libro Coral.
 Cálices para la sed.
AGUA EN EL AGUA
Quisiera que mi vida
se cayera en la muerte,
como este chorro alto de agua bella
en el agua tendida matinal;
ondulado, brillante, sensual, alegre,
con todo el mundo diluido en él,
en gracia nítida y feliz.
Juan Ramón Jiménez
 Retablo de Santa María de Salas 1.366.
 Custodia procesional para el Corpus.
 Tras ver la platería nos dirigimos a la torre no sin ver el

rosetón expuesto.
A medio camino encontramos esto 

 Yo quería llevarme una para hacerme un reloj de bolsillo, pero Tere no me dejó, igual lo quería ella para uno de pulsera, ahí quedaron.








Una mirada arriba que no llevamos el casco y seguimos caracoleando.

Hay agente que se dedica a grabar, pensando que así quedará para la posteridad y efectivamente queda para siempre, como un imbécil.


Verás como nos quedamos encerrados,


 llegamos al campanario, un poco de espacio que la escalera es bastante estrecha ya me estaba entrando eso del claustro.





 Unas fotos ya que estamos seguimos subiendo,

cucu.
Una vez arriba y sin mas escalones un descanso, mientras visualizamos Huesca desde la terraza de la Catedral.

LA CATEDRAL
¿Dijiste que la piedra no era nota
de la antigua silueta que es ya ella
y que era en la verdad como una huella
de luz semiperdida y no remota?
Pues no dijiste bien. Que bien le brota
una esbelta apostura y una bella
y artística altivez donde se mella
el viento resbalado que le azota.


























Es como un roble secular. Las casas
quedan en su cintura, y su contorno
deja una majestad de tallo erguido...
... Que si, ávido viajero, cuando pasas,
los ojos por mirar alzas en torno,
¡cómo le habrás hallado y comprendido!
Guillermo Gúdel de Aguilar
Un correo con fotos al Inglés y a igual que yo.
 Toca bajar vamos que nos cierran y casi, tuvimos que hacerlo a oscuras.
No abandonamos el templo sedientos, pero primero a quitarnos el hambre.

5 comentarios:

  1. Menuda maravilla por fuera y por dentro¡¡ Digna de visita sin duda ;)
    Esperando el siguiente fascículo..
    Abrazotes.

    ResponderEliminar
  2. Que ganas de ir por allí con tiempo suficiente, bueno me iré arreglado con esto.
    Salutaciones

    ResponderEliminar
  3. Magnifico como todo lo querealizais, preciosa Catedral y el trabajo fotográfico excelente.
    ¡¡Gracias por compartir!.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Museo Diocesano Huesca12 de mayo de 2016, 3:16

    Precioso reportaje de nuestra Catedral y Museo Diocesano. Gracias por la difusión!!!. Esperamos que disfrutaran de la visita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, merece mucho mas ese precioso monumento que es la Catedral. Quedamos encantados con el personal y la visita, lo bien cuidado que mantienen el Museo Diocesano y lo barato que resulta disfrutar de tanta maravilla. Un afectuoso saludo.

      Eliminar